ESCUELA MANANTIAL DE JADE Asociación de Tao sanador moderno Enseñanza y Sanación taoísta: Medicina tradicional china, Sexualidad emocional, Terapia natural y energética Método Ren Tui
ESCUELA MANANTIAL DE JADEAsociación de Tao sanador moderno  Enseñanza y Sanación taoísta: Medicina tradicional china, Sexualidad emocional, Terapia natural y energéticaMétodo Ren Tui

AMOR Y SEXO: ¿SE PUEDE DAR EL UNO SIN EL OTRO?


Nuestra sociedad patriarcal nos enseña que el sexo sólo es lícito, moralmente aceptable si se ofrece desde el amor; es decir, que para tener sexo debemos estar enamorados de nuestro amante. Esta es una connotación cristiana (aunque todas las religiones piensan y enseñan igual) que ha calado en la sociedad, en lo políticamente correcto, sin amor no hay sexo… Y así se ha desarrollado la vida sexual de muchos hombres y de la mayoría de las mujeres, negándoles (negándose) la posibilidad de disfrutar de la libertad del sexo que libera, y obligándolas (obligándose) a centrar su sexualidad en su vínculo sentimental. Todo lo demás no era (parecía) correcto. Y esto ha derivado en una forma torticera de entender la sexualidad femenina (y masculina)

 

De hecho, muchas mujeres (y hombres) piensan que sin amor se puede llegar hasta un límite sexual como besos, abrazos, caricias… Pero sin amor no se puede/debe llegar al coito u otras formas de gozo sexual. Y es cierto que mientras no se tiene vínculo social sentimental las personas son más permisivas con su sexualidad, y juegan con quien desean como desean… Estupendo. El problema viene cuando hay un vínculo o cuando la persona ha vivido bajo una moral más estricta, es entonces cuando no concibe el sexo sin amor; y de esta manera supedita su sendero vital sexual, el más importante, a una relación que, en muchas ocasiones, no es satisfactoria en cuanto al deseo y el placer y el orgasmo, muy al contrario, es castrante en cuanto a la libertad que ofrece la sexualidad sagrada.

 

El Amor es una cosa. El Sexo es otra. Desde luego, si el sexo se comparte con el amor es maravilloso, y el regalo astral que supone sentirse enamorado, se complementa y expande cósmicamente con el placer sexual compartido. De hecho, ambas energías son astrales, no sólo físicas, se dan en todo el Universo y nosotros las podemos humanizar y sentir, pero ambas forman parte indisolublemente del sendero espiritual vital del ser humano. Pero dicho esto, no es menos cierto que las dos energías: amor y sexo, son independientes, caminan por senderos distintos y ambas nos ayudan a crecer, sanar, vivir en la felicidad; pero no nos tenemos que obligar a unirlas. Podemos y debemos amar. Podemos y debemos tener una vida sexual creativa, sanadora, placentera, liberadora. Por eso, la sexualidad nos libera y cualquier atisbo de esclavitud moral, social, mental, física o relacional nos impedirá vivir la plenitud de ésta.

 

Enseñanza de Ren Tui.

QI JONG SEXUAL: SEXUALIDAD Y SALUD UNA RELACIÓN VITAL (4)

 

LA MAGIA DE ACARICIAR

 

Normalmente compartimentamos el placer y el deseo, de forma que por un lado estaría el amor, por otro la sexualidad, por otro hacer el amor (coito) por otro besos y caricias… Y así en una estantería llena de cubículos sin fin.

 

La frase hacer el amor es la más utilizada cuando dos amantes se quieren, desean y disfrutan de un encuentro sexual. Nosotros decimos hacer amor, porque entendemos que no se puede amar si no se desea y se disfruta del sexo. Pero para la mayoría de las personas, debido a la cultura patriarcal instaurada, hacer el amor o hacer amor no se da si no hay coito, penetración; el resto son juegos sexuales, más o menos intensos, pero no se culmina el acto sexual. Esto es un grave error.

 

El Tao sexual sanador nos enseña que hacemos amor de muchas maneras, en cada momento que pensamos, sentimos, recordamos, miramos, besamos, acariciamos a nuestro amante. El mero hecho de sentir deseo y placer por él ya supone estar haciendo el amor. Y cuando nos sentimos así, desarrollamos una serie de emociones y sensaciones únicas, que sólo de producen en el universo del Sexo sagrado. Aumenta nuestra sensibilidad en la piel, también en las manos al acariciar. Mejoramos los sentidos del gusto y el olfato, siendo capaces de excitarnos simplemente con el olor de nuestro amante… Y no decimos nada con el sabor de sus besos. Sentimos una paz interior real y profunda, que viene después de un estado de relajación y bienestar. Nuestro cuerpo se armoniza y desaparecen malestares, dolores y trastornos.

 

En todo este abanico de sensaciones, tiene una importancia fundamental la Caricia. Acariciar es todo un arte. Todos sabemos acariciar, pero, ¿sabemos acariciar sexualmente? Lo cierto es que la respuesta podría ser no, porque cuando acariciamos sexualmente se produce una alquimia en nuestro interior que por empatía de nuestros Chi, el nuestro y el de nuestro amante, se reproduce en ambos, que nos hace vibrar en otra frecuencia del placer, del bienestar. Acariciar sexualmente supone no buscar tu placer sino el de tu amante. Significa volver al tiempo femenino, lento, parsimonioso, y reencontrarnos con la ternura, la delicadeza, la entrega a descubrir en la piel de nuestro amante una isla sin explorar llena de maravillas.

 

El masaje sensual es una forma de acariciar sexualmente maravillosa, creativa, sanadora e increíblemente orgásmica. No importa tanto la forma como la intención. El Tao sexual sanador huye de los protocolos potenciando la libertad, el desarrollo de los movimientos en base al placer que ambos sienten: quien ofrece y quien recibe. Es una caricia holística, que recorre cada centímetro de la piel y del cuerpo, deteniéndose en los momentos o lugares donde se nota la vibración orgásmica y la caricia se transforma en una danza, en la que la piel es la orquesta y las sensaciones orgásmicas los músicos e instrumentos, perfectamente afinados.

 

TALLER DE MASAJE SENSUAL TAOÍSTA
Una experiencia para hacer vibrar los sentidos, armonizando y equilibrando nuestras sensaciones y una forma de iniciarnos en la Sexualidad sagrada desde la danza sagrada en la piel.
En Madrid y Barcelona
Consulta las próximas fechas

QI JONG SEXUAL: SEXUALIDAD Y SALUD UNA RELACIÓN VITAL (2)

 

Cuando hablamos de salud y sexualidad, algo que todos aceptan como realidad, su relación, solemos referirnos exclusivamente a trastornos sexuales físicos: genitales, o mentales: relacionados con el placer, el deseo y el orgasmo en sí. Pero el Tao sexual sanador nos enseña que a través de la práctica saludable de la sexualidad (sexualidad sagrada) mantendremos un estado óptimo de salud holístico, así como prevendremos cualquier enfermedad.

 

Y por ello, la práctica de la sexualidad saludable no se refiere exclusivamente a la profilaxis, la higiene, las relaciones amorosas; si no que con ella podremos abarcar la totalidad del estado de salud de la persona, principiando por las emociones (puertas de la enfermedad según la M.T.Ch.) continuando por las sensaciones, y terminando por los órganos, lo físico.

 

El Sanador Sexual Taoísta sabe que su trabajo consiste en hacer entender al paciente que el sexo no es un apartado más de su vida saludable (de hecho de toda su senda vital) si no que todo está relacionado, y para tener buena salud, debe existir armonía entre todos los planos, entre emociones y órganos, entre el deseo/placer/orgasmo y su sendero espiritual. Por ello, la persona que se sumerge en la Sexualidad Sagrada taoísta, debe aceptar que es una senda sexual, que su energía sexual es la que producirá la armonización, equilibrio y bienestar, para lo cual deberá comenzar a dejar atrás tabúes, apegos, morales patriarcales que, lejos de ayudar, enferman.

 

Confiar en tu Sanador Sexual Taoísta es la forma más natural de que puedas prevenir la enfermedad y mejorar las relaciones personales, de pareja y con el entorno.

 

CURSO DE SANADOR EMOCIONAL-SEXUAL TAOISTA

Profesional. Orientado a terapeutas naturales y energéticos, sexuales y emocionales.

Barcelona Curso 2018

Solicita el programa profesional y reserva tu plaza

QI JONG SEXUAL: SEXUALIDAD Y SALUD UN RELACIÓN VITAL


El Sexo es salud. Normalmente se piensa que la sexualidad es mero placer, algo sano, divertido, creativo, necesario, humano... Pero el Sexo es mucho más; y ante todo, es la principal fuerza/energía humana y la forma más natural de salud y bienestar, de mantener un estado óptimo saludable.

 

Y esto no significa un sexo diferente, sino al contrario, cuando hablamos del Sexo Taoísta estamos refiriendo el sexo más orgásmico, sensual, placentero, compartido, que incluye todos los juegos que los amantes deseen desde su unicidad y libertad.

Por ello, el Sexo es Salud, porque es la actividad humana más saludable, liberadora, divertida y forma parte, incluso, de su sendero de crecimiento espiritual.

 

No tener/disfrutar del Sexo es una puerta a la enfermedad.

El Sanador emocional-sexual taoísta busca primero su propio sendero de crecimiento y sanación, y a través de su formación y experiencia, lo ofrece a quien lo necesita para ayudarle en su camino, sanación y crecimiento personal. Desde la humildad y el amor.

AMOR Y SEXO: ¿SE PUEDE DAR EL UNO SIN EL OTRO?
 

Nuestra sociedad patriarcal nos enseña que el sexo sólo es lícito, moralmente aceptable si se ofrece desde el amor; es decir, que para tener sexo debemos estar enamorados de nuestro amante. Esta es una connotación cristiana (aunque todas las religiones piensan y enseñan igual) que ha calado en la sociedad, en lo políticamente correcto, sin amor no hay sexo… Y así se ha desarrollado la vida sexual de muchos hombres y de la mayoría de las mujeres, negándoles (negándose) la posibilidad de disfrutar de la libertad del sexo que libera, y obligándolas (obligándose) a centrar su sexualidad en su vínculo sentimental. Todo lo demás no era (parecía) correcto. Y esto ha derivado en una forma torticera de entender la sexualidad femenina (y masculina)

 

De hecho, muchas mujeres (y hombres) piensan que sin amor se puede llegar hasta un límite sexual como besos, abrazos, caricias… Pero sin amor no se puede/debe llegar al coito u otras formas de gozo sexual. Y es cierto que mientras no se tiene vínculo social sentimental las personas son más permisivas con su sexualidad, y juegan con quien desean como desean… Estupendo. El problema viene cuando hay un vínculo o cuando la persona ha vivido bajo una moral más estricta, es entonces cuando no concibe el sexo sin amor; y de esta manera supedita su sendero vital sexual, el más importante, a una relación que, en muchas ocasiones, no es satisfactoria en cuanto al deseo y el placer y el orgasmo, muy al contrario, es castrante en cuanto a la libertad que ofrece la sexualidad sagrada.

 

El Amor es una cosa. El Sexo es otra. Desde luego, si el sexo se comparte con el amor es maravilloso, y el regalo astral que supone sentirse enamorado, se complementa y expande cósmicamente con el placer sexual compartido. De hecho, ambas energías son astrales, no sólo físicas, se dan en todo el Universo y nosotros las podemos humanizar y sentir, pero ambas forman parte indisolublemente del sendero espiritual vital del ser humano. Pero dicho esto, no es menos cierto que las dos energías: amor y sexo, son independientes, caminan por senderos distintos y ambas nos ayudan a crecer, sanar, vivir en la felicidad; pero no nos tenemos que obligar a unirlas. Podemos y debemos amar. Podemos y debemos tener una vida sexual creativa, sanadora, placentera, liberadora. Por eso, la sexualidad nos libera y cualquier atisbo de esclavitud moral, social, mental, física o relacional nos impedirá vivir la plenitud de ésta.

 

TALLERES DE CRECIMIENTO FEMENINO EMOCIONAL-SEXUAL TAOISTA

El sendero de la Tigresa blanca.
Exclusivamente para mujeres.

Cádiz y Madrid. Comenzamos en enero 2018

Solicita la información y reserva tu plaza
Un grupo de crecimiento desde Lo Femenino para que te sientas extraordinariamente feliz y liberada de apegos.

LA SEXUALIDAD A PARTIR DE LOS CINCUENTA (5)

 

TODO TU CUERPO ES ORGÁSMICO

 

Una de las cuestiones que refieren las mujeres que ya han tenido su última Luna Roja y/o a partir de sobrepasar los cuarenta y tantos es que entienden la sexualidad principalmente como goce orgásmico a través del juego en la Gruta sagrada (vagina) y la Lámpara de la luz de la Luna (clítoris), y en la mayoría de las ocasiones porque han tenido una vida sexual especialmente orientada en la zona genital.

 

Por eso, cuando llega el momento Post Lunar o a partir de cierta edad madura, y surgen algunos problemas o trastornos en la Gruta, principalmente, como falta de lubricación o dolor, muy normales por otro lado, la mujer comienza a sentir falta de deseo, porque no percibe el placer y esto se transforma en falta de querer gozar.

 

Hay que empezar diciendo que todos estos problemas tienen muy fácil solución (siempre se debe consultar con el médico) y la mujer puede volver a sentir el placer de su encuentro sexual sin problemas, desarrollando de nuevo un altísimo nivel de deseo y placer.

 

Pero esto no es lo más importante. En las Sesiones de Orientación sexual femenina les comentamos algo que a muchas mujeres sorprende: todo tu cuerpo es sensual… Todo tu cuerpo da y recibe placer… Cada centímetro de tu piel es orgásmico. Y aceptar esto es fundamental para una vida sexual sana, creativa y divertida. Es una costumbre social patriarcal centrar el encuentro sexual en el coito y en la excitación de la Lámpara de la luz de la Luna, y  aunque también se juega con los Montes nevados (pechos) y las Flores de loto (pezones) lo cierto es que en la mayoría de las ocasiones se realiza de forma violenta, compulsiva, incluso sin respetar el deseo y placer de ella. Y no es menos cierto que precisamente estas zonas sagradas sexuales, los Montes y las Flores de loto, son dos templos de máxima energía orgásmica, relacionados directamente con la Gruta y la Lámpara, y que para que la mujer sienta auténtico placer multiorgásmico cuando se les acaricia o juega con ellos, debe ser venerándolos y buscando cada instante de placer.

 

Y la mujer puede y debe sentir el placer en cada centímetro de su piel, en cada beso, caricia, mirada, sintiendo como es acariciada parsimoniosamente, delicadamente, como si su amante realizara una danza… Precisamente de eso trata el Masaje sensual taoísta, en una danza sobre el tapiz que es el cuerpo desnudo del amante.

 

SEXUALIDAD FEMENINA A PARTIR DE LOS 50
Sesiones de orientación y sanación femenina para que vuelvas a sentir la magia de tu sexualidad, sensualidad, y un estado de total bienestar y salud.
Sesiones personalizadas y talleres grupales.
Infórmate en el whatsapp 690 823 963

 

LA SEXUALIDAD A PARTIR DE LOS CINCUENTA (4)

 

Decir que muchas mujeres no saben gestionar sus orgasmos puede parecer extraño, pero es una realidad desde el universo de la sexualidad taoísta, porque ésta defiende y enseña que la sexualidad es la energía más fuerte y hermosa del Plano físico, y tanto los hombres como las mujeres, pero sobre todo ellas, tienen en sus orgasmos su fuente de salud, juventud y felicidad. Por eso, cuando la mujer comprende que sólo avanzará por el sendero vital con armonía y equilibrio en todos sus planos si mantiene una vida sexual rica, abundante, satisfactoria, creativa y amorosa, todo en ella se vuelve luz.

 

Ya hemos expresado que el placer del hombre llega después de que su amante femenina haya sentido su primer orgasmo, y que el deseo del hombre ira creciendo a medida que se incremente el de ella, y sus orgasmos fluyan como un arroyo. Por ello, la mujer debe poner en el escenario de sus encuentros sexuales como principal protagonista a su deseo/placer/orgasmos, y al compartirlos con su amante, se creará una sinfonía de placer en perfecta armonía.

 

Pero hay una realidad en el sendero vital de muchas mujeres. Cuando son madres, o cuando se separan de su pareja, la armonía y equilibrio que tenían en su vida a través (y gracias a) de su sexualidad, se pierde, se eclipsa, y dejan de sentir el deseo, y, en muchas ocasiones, deriva en una anorgasmia exógena. Esto sucede por varias causas, y la mujer debe trabajar para identificar el motivo o razones, y volver a colocar en el escenario de su devenir a su propio placer/deseo/orgasmos. Pero suele suceder lo contrario. Ante una situación nueva, emocionalmente muy fuerte (la maternidad suele –y debe- ser muy positiva, al contrario que la separación de la pareja) la mujer inhibe su sexualidad y le otorga la importancia de esta magia energética a otras cuestiones. Entonces la mujer comienza a caminar por un sendero escabroso emocional, física y mentalmente que le puede derivar a trastornos e incluso enfermedad. Pero la solución es muy sencilla…

 

SEXUALIDAD FEMENINA A PARTIR DE LOS 50
Sesiones de orientación y sanación femenina para que vuelvas a sentir la magia de tu sexualidad, sensualidad, y un estado de total bienestar y salud.
Sesiones personalizadas y talleres grupales.
Infórmate en el whatsapp 690 823 963

LA SEXUALIDAD A PARTIR DE LOS CINCUENTA (3)

 

Muchas mujeres no disfrutan de su sexualidad y buscan, equivocadamente, la causa en ellas mismas. En la mayoría de los casos, su falta de deseo, de placer, de orgasmos tiene como motivo la forma en que es amada sexualmente por sus parejas. Éstas no les saben conducir a ese sendero maravilloso de placer orgásmico, ya sea por no respetar sus tiempos femeninos, ya sea porque principalmente se dedica en exceso a su propio placer genital masculino, sin que ella pueda entrar, literalmente, en el juego del Sexo sagrado.

 

Y eso es el Sexo, es sagrado, es un juego maravilloso de complementación, de intercambios de sensaciones y emociones, de caricias y ternura, de besos y posturas agradables y sanadoras… 

 

La mujer necesita primero conocer su cuerpo, conocer sus emociones y deseos, sus sensaciones al sentir el placer de ser acariciada y besada, pero también respetada y venerada, de forma que sienta como su amante se ocupa por completo de esos momentos de entrega al orgasmo, sin prisas, sin exigencias, con respeto a los deseos de ella, y con la principal intención de que ella goce hasta el éxtasis. Sólo cuando la mujer llega al orgasmo y el hombre lo comparte, comienza éste a sentir el placer; es cuando descubre el sendero infinito del Sexo sagrado.

 

Pero muchas mujeres no saben gestionar sus orgasmos porque siempre los han supeditado al placer del hombre, de sus amantes. Algunas incluso no han dado importancia a su orgasmo/placer, al sentir que su obligación era dar placer a su amante; dejando el suyo en un segundo término. Otras, dando importancia a su placer, lo han supeditado al de sus amantes, de forma que cuando ellos terminaban, derramándose, el sexo se acababa, sin importar en qué punto del sendero orgásmico estuviera ella; normalmente, sólo al principio, porque los tiempos femeninos son más largos que los masculinos. Y de esta manera, muchas mujeres frenan su sexualidad al no encontrarla placentera y sentirse utilizadas y olvidadas.
 

 

SEXUALIDAD FEMENINA A PARTIR DE LOS 50
Sesiones de orientación y sanación femenina para que vuelvas a sentir la magia de tu sexualidad, sensualidad, y un estado de total bienestar y salud.
Sesiones personalizadas y talleres grupales.
Infórmate en el whatsapp 690 823 963

LA SEXUALIDAD A PARTIR DE LOS CINCUENTA (2)

 

Decíamos que el Patriarcado ha negado a la mujer su desarrollo y disfrute sexual a partir de ser post lunar, y de forma arquetípica, a partir de los 45 años.

Una de las razones es que la sexualidad en nuestra sociedad principalmente judío-cristiana se ha basado en el disfrute del varón, sin preocuparse (al menos en su justa medida) en la sexualidad de la mujer, convirtiéndola en un elemento más del placer masculino.

Es cierto que una mujer post lunar deja de ser fértil para procrear, pero eso no indica que su cuerpo deje de ser sexual, todo lo contrario, es a partir de ese momento cuando puede gozar de una manera más libre de sus orgasmos y de los juegos sexuales sin el miedo al embarazo. Pero esto ha traído, cínicamente, una idea de que la mujer en su proceso post lunar deja de sentir deseo, sufre sequedad vaginal, su cuerpo pierde su atractivo sensual… Todo esto son mentiras patriarcales con el principal objetivo de esclavizar sexualmente a la mujer.

El cuerpo de la mujer sufre cambios todos los días, desde que nace, como le pasa al cuerpo del hombre. Sus emociones, su sistema hormonal, sus órganos, sus sentimientos están en constante cambio, en una sucesión de sensaciones que, lejos de frenarle, le invitan a sentir, cada día, algo nuevo.

La sexualidad, el orgasmo, el deseo y placer es la energía más fuerte del plano físico, también la más divertida, y también la más sanadora y equilibradora. La energía orgásmica de la mujer le permite armonizar sus órganos y emociones, le aporta fuerza y salud, interior y exterior, le hace sentirse joven, feliz, dichosa, y bella.

Por ello, y como la mujer a partir de los 50 continúa teniendo la magia sexual de su fuerza orgásmica, de su deseo y sensualidad, utilizarla, disfrutarla, compartirla no es sólo algo maravilloso y divertido, sino que es una fuente de salud natural sin parangón…

LA SEXUALIDAD FEMENINA A PARTIR DE LOS CINCUENTA

 

La Sociedad patriarcal nos ha enseñado, engañosamente, que la sexualidad a partir de cierta edad no debe ni puede ser tan exhuberante y maravillosa como en los años de juventud. Principalmente en la mujer, está idea sociedad se ha mantenido durante siglos, apoyándose en la falsedad de que la mujer cuando deja de ser fértil, deja de ser sexualmente activa y deseada por sus amantes.

La realidad es muy distinta. La mujer post lunar, y la que supera los cincuenta años, se puede mantener joven en lo físico, mental, emocional y, sobre todo, lo sexual, porque a su propia energía orgásmica, a su belleza y sensualidad, se une la experiencia de vida.

La mujer debe poder disfrutar de su sexualidad en todo su sendero vital, y debe tomarlo como lo que es realmente, salud, bienestar, deseo, placer, liberación. Y para ello debe vivirla desde su propio ser, en libertad y apertura a sus propias sensaciones.

La mujer que ha superado los Cincuenta, o está cerca de ello, puede y debe vivir una vida sexual maravillosamente activa y luminosa.

¿SE PUEDE SANAR DESDE LA SEXUALIDAD?

Hay que comenzar precisando que Sanar no es lo mismo que Curar. 
Cuando hablamos de curar nos debemos referir exclusivamente a la medicina oficial, la de los médicos. Cuando decimos sanar, estamos hablando de la propia sanación de la persona, ayudada por una terapia complementaria, más natural, sin fármacos y exquisitamente holística.

Por ello, sanar es recobrar la salud desde todos los planos: físico, sexual, emocional, mental, relacional... Y encontrar un estado de paz interior, armonía, y tranquilidad mental, aunque la enfermedad continúe, porque ésta forme parte de su Sendero vital. Esto es lo que normalmente no aceptamos: que una enfermedad sea una lección, y que, en ocasiones, la debamos sufrir... Pero, esto debe ser desde la paz interior, desde la comprensión de que todas las personas, todas, enferman, envejecen y mueren; porque esta es la absoluta realidad.

En nuestra filosofía de Tao Sexual Sanador Moderno, entendemos así la enfermedad, y aseveramos que todas ellas tienen un origen sexual; es decir, que todos los trastornos de salud proceden de un desequilibrio y desarmonización de la Energía Sexual, la más fuerte físicamente y la encargada de equilibrar todos los órganos y el resto de energías de la persona.

Y el desequilibrio sexual aparece cuando no seguimos el sendero vital sexual, cuando nos apartamos del placer, del deseo, de la sexualidad sagradamente concebida y entendida Por ello, volviendo al Sendero de la Sexualidad sagrada, la que enseña el Tao y otras filosofías orientales, podremos transformar el cuerpo, la mente, las emociones, el sexo, lo psíquico... Y volver a sentir un estado maravilloso de bienestar y salud.

¿Quieres volver a encontrar tu sendero de sexualidad sagrada?
Te invitamos a seguirlo con nosotros. 

MEDITAR ES TAMBIÉN UNA PRÁCTICA SEXUAL SAGRADA

La Meditación taoísta es una práctica milenaria de salud holística y espiritualidad, que tiene como objetivo acallar la mente, abrirse a un estado de conciencia más elevado, recobrar la paz interna y alcanzar un estado de real Felicidad.

Ello lo realiza desde la generación, transformación, y distribución del Qi interno, fusionándose con el Qi del entorno, pero para ello es necesario ejercitar la armonía del Qi, trabajando el Ching sexual, y el equilibrio de los órganos y emociones, desde el placer orgásmico interno, con una serie de juegos/ejercicios del kungfu sexual, que son la energía más poderosa y sanadora.

Por ello, la Meditación-contemplación taoísta es también una práctica de la Sexualidad sagrada, considerada desde la Tradición ancestral china, porque permite al practicante, al acallar su mente y pensamientos, abrir todo su Ser al tránsito de la energía sexual/Ching a la energía espiritual/shen.

Desde la asociación Escuela Manantial de Jade te invitamos a probar la Meditación-Contemplación Taoísta que trabajamos, como parte de tu crecimiento personal y en pareja.

MEDITACIÓN TAOÍSTA

Meditar y contemplar es la forma natural de acallar la mente, relajar el cuerpo y armonizar el espíritu; creando una propia energía de luz cuántica.

La sensibilidad de la fusion alquímica del Cuerpo, la Mente y el Espíritu desde la filosofía y energía del Tao Sexual Sanador Moderno de la Escuela Manantial de Jade.

Un encuentro con tu esencia, femenina o masculina, orientada desde el Principio de Lo Femenino, para tu desarrollo personal, crecimiento cuántico, y reencuentro con la sexualidad sensible.

Meditación Taoísta que te permitira descubrir tu potencial, desbloquear las emociones negativas, mejorar la comunicación con tu entorno y solucionar problemas de pareja, y tener una maravillosa y creativa vida sexual.

La Meditación Taoísta se diferencia en la generación, transformación y circulación de la energía interior, creando Qi y distribuyéndolo a todo el cuerpo y planos energéticos.

La Meditación Contemplativa que te ofrecemos, con su práctica habitual, te permitirá obtener un óptimo estado de salud holístico y bienestar espiritual y emocional.

Sesiones quincenales en Cádiz.
Instructor Francisco Sancabal
Próximamente en Madrid y Barcelona

LAS MANOS... UN TEMPLO SEXUAL


Normalmente tenemos como templos sexuales a las zonas más sagradas como la Gruta (el Yoni) o los montes nevados (los senos) y descuidamos uno de los principales templos del Placer: las manos.

Las manos son las herramientas físicas que nos comunican con el entorno. Y también son las que nos permiten acariciar, sentir la piel del amante, apreciar su calor, su textura, su orgasmo... Su deseo y placer.
Por eso, las manos, como templos, deben ser veneradas en el acto sexual por el amante, y dedicarles el tiempo que necesitan para sentir, recuperar la sensibilidad acariciante...

Y ello es fundamental en los Masajes sensuales taoístas (o los masajes eróticos chinos) porque es importantísimo recuperar el Arte de Acariciar, la sensibilidad de sentir la piel, la energía vibracional de rozar al amante...

En nuestros talleres de Masaje, de Vía sanadora y sensual de las manos, aprendemos a sentir de manera mágica lo que las manos transmiten, vibram, transmiten... Anímate a compartirlo y vivenciarlo

TAO SEXUAL SANADOR MODERNO... UN SENDERO TÁNTRICO

Tomamos aquí el término "tántrico" como un genérico. En realidad, el Tantra sexual es una filosofía-religiosa hindú. El Tao sexual es una filosofía de vida desde la sexualidad, la salud y el sendero de la espiritualidad.

En Occidente nos hemos acostumbrado a tomar las enseñanzas, ancestrales, que vienen de Oriente, principalmente China, Japón e India, como se fueran disciplinas académicas de nuestra cultura. Esto nos lleva a no entender el objetivo que trasmiten, a no entender las enseñanzas, a no compartir la energía.

Así es. Las enseñanzas del Tao sexual sanador, al igual que sucede con el Tantra sexual y otras muchas enseñanzas del Lejano Oriente (por ejemplo las artes marciales) no se pueden tomar de forma academicista, como una serie de cursos, exámenes, diplomas, conocimientos científicos... Para nada. Estas enseñanzas provienen de una Tradición Oral, de una trasmisión Maestro-discípulo, con una metodología basada en la experiencia, las sensaciones, la creencia y la fe, la Intención... En efecto, la efectividad radica, principalmente en la Intención que la persona ponga a la terapia, el encuentro, o la simple caricia; transformando a estas en una experiencia alquímica, mágica.

El Tao sexual sanador, no puede basarse en talleres-cursos-formación académica, porque es, ante todo, una Filosofía de Vida, una forma de andar el sendero vital, sabiendo que nuestros cuepos son templos energéticos-sexuales, que nuestra energía vital es sexual y basada en el deseo y el placer, que nuestra experiencia se sustenta en el Encuentro y las relaciones hermosas y amorosas.

Por eso en la Escuela os proponemos otra forma de acercaros a la Sexualidad sagrada (y con ello a vuestro bienestar, salud y placer) y esta manera de caminar es desde el trabajo constante, diario, sensible, personal en vuestra propia sexualidad, en vuestras relaciones y en las constantes sensaciones sensibles, mágicas y transformadoras que este Sendero os ofrece...

Te animamos a informarte de lo que la Escuela te ofrece... Un crisol alquímico sexual y emocional...

ASOCIACIÓN ESCUELA DE TAO SANADOR MODERNO MANANTIAL DE JADE

 

 

Tao sanador desde la Medicina tradicional china, la Sexualidad sagrada y emocional, las Terapias naturales y energéticas, y la Espiritualidad sanadora.

La sexualidad y erotismo taoísta como sendero de crecimiento espiritual  

 

Actividad en
MADRID - BARCELONA - CADIZ -
Contacto Tlf/whatsapp

690 823 963

 

o bien puede utilizar nuestro formulario.

ARTESANÍA SOCIAL Y HERMOSA
BLOG ENSEÑANZAS DE TAO SEXUAL
PRIMER LIBRO DE REN TUI (FRANCISCO SANCABAL) UN PROFUNDO TRABAJO DE ESTUDIO E INVESTIGACIÓN

ACTIVIDADES DE LA ESCUELA

 

Formación e iniciación de Tao Sexual Sanador Moderno

 

Consulta de sanación natural

 

Mindfulness Taoísta: meditación-contemplación-sanación-enseñanza

 

Alquimia sexual femenina: el sendero de la Tigresas blanca

 

Alquimia sexual masculina: el sendero del Dragón verde

 

Iniciación y sanación sexual, personal y en pareja

 

Masajes sensuales taoístas

 

Curso de Tarot humanista sanador

 

Consulta de Tarot humanista sanador

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Fran Shivananda Asociación Escuela Manantial de Jade